Gastos del fondo

Gastos

A continuación, se explica el objetivo de los gastos que se indican en el documento de datos fundamentales para el inversor.

Políticas de precios

Los fondos con domicilio en el Reino Unido pueden aplicar tres metodologías para fijar los precios de sus carteras.

  • Precio dual
  • Oscilación puntual
  • Precio único con cargo por dilución

Janus Henderson opera fondos con precio dual y de oscilación puntual.

Fondos con precio dual

Todas las adquisiciones de participaciones se realizarán al precio vendedor cotizado, mientras que las ventas se realizarán al precio comprador cotizado.

En caso de que un fondo reciba más adquisiciones que solicitudes de reembolso, se dice que el fondo se encuentra en “modo vendedor”. El precio de venta se calcula valorando los activos del fondo a partir de su coste de adquisición (es decir, precios de mercado, costes de negociación, impuestos sobre transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados, etc.), dividido entre el número de participaciones existentes más los gastos de entrada.

En caso de que un fondo reciba más solicitudes de reembolso que adquisiciones, se dice que el fondo se encuentra en “modo comprador”. El precio comprador se calcula valorando los activos según el importe que recibiría el fondo si se vendieran los activos (es decir, precios de mercado menos gastos y costes de negociación), dividido entre el número de participaciones existentes. Esto significa que, cuando las inversiones se compran o se venden como resultado de que otros inversores se incorporen al fondo o salgan de él, su inversión está protegida de los costes de dichas operaciones.

Fondos con precios de oscilación puntual

En cada fondo (a excepción de los fondos "con precio dual"), los inversores compran y venden participaciones a un precio único equivalente, aproximadamente, al punto medio entre los precios comprador ("oferta") y vendedor ("demanda") del fondo. Este uso de un único precio implica que, al comprar participaciones, usted, como inversor, puede pagar un precio inferior al precio que el propio fondo abonaría por comprar activos equivalentes. De la misma forma, cuando usted venda participaciones, el precio que perciba podrá ser mayor. Con el tiempo, el efecto de este desajuste entre precios, combinado con diversos gastos de negociación, impuestos y comisiones, es que se reduce ligeramente el valor de los fondos para los inversores que mantienen su inversión. Este efecto se denomina “dilución”. En determinadas circunstancias, puede aplicarse un ajuste por dilución para garantizar un trato justo entre los inversores que se incorporan al fondo, los que salen de él y los que permanecen en él. El precio de las participaciones de un fondo puede ajustarse para evitar que su valor se reduzca en caso de que se produzcan grandes entradas o salidas de él. Puede consultar más información en el folleto íntegro, concretamente, en el apartado Dilución.

Los fondos también soportan costes como una parte necesaria de la compraventa de las inversiones subyacentes; se denominan “costes transaccionales de la cartera” y son, por ejemplo, las comisiones de intermediación.